La insignia redonda de colores blanco, azul y rojo, comúnmente conocido como “la albóndiga”, fue creado por un empleado de NASA en 1959. Era una representación gráfica de la exploración espacial desde nuestro planeta hacia las estrellas. Pero después del alunizaje en 1969, NASA quiso mostrar al mundo una imagen renovada.

En 1975, NASA introdujo el nuevo logo conocido como el “gusano”: una secuencia de letras rojas figurativas, cuyas letras A recordaban a la nariz del trasbordador espacial. Este trabajo fue encomendado al diseñador de Nueva York, Bruce Blackburn quien, por cierto, falleció este pasado mes de Febrero a la edad de 82 años. El nuevo logo de NASA se convirtió rápidamente en símbolo de nuevos retos en la exploración espacial.

Sin embargo, en 1992, unos años después de la explosión del trasbordador Challenger, NASA regresó a la albóndiga, en una decisión que se dice buscaba elevar la moral de la agencia espacial. Este logo sigue utilizándose hasta hoy en día y también lo es el «gusano», que se reinstaló como un logotipo secundario en 2020, y se dio a conocer en el refuerzo de la misión Crew-Demo 2 de SpaceX.

¿Es un nuevo logotipo un símbolo de cambio o un cambio de símbolo?

¿La exploración de Marte generará la necesidad de diseñar un nuevo logo para la NASA?

(Con información de NASA y The New York Times)